Green Tv
WWW.GREENTV.COM.MX
Martes 31 de Marzo 2020

Elefanta asiática empaca para largo viaje de Argentina a Brasil

LYNXMPEG1K1A4.jpg,Un veterinario le ofrece manzanas a la elefanta asiática Mara, de 54 años, en su recinto en el exzoológico de la ciudad conocido ahora como Ecoparque en Buenos Aires, Argentina. 18 de febrero, 2020. REUTERS/Agustin Marcarian; Crédito: Agustin Marcarian, Reuters

LYNXMPEG1K1A4.jpg,Un veterinario le ofrece manzanas a la elefanta asiática Mara, de 54 años, en su recinto en el exzoológico de la ciudad conocido ahora como Ecoparque en Buenos Aires, Argentina. 18 de febrero, 2020. REUTERS/Agustin Marcarian; Crédito: Agustin Marcarian, Reuters

21 de Febrero 2020

ARGENTINA-ELEFANTE:Elefanta asiática empaca para largo viaje de Argentina a Brasil

Por Miguel Lobianco

BUENOS AIRES, 21 feb (Reuters) – La elefanta Mara está empacando para el que podría ser el último viaje de sus 54 años, que ha pasado recorriendo el mundo desde India a Alemania antes de unirse a circos en Montevideo y Buenos Aires, donde ha vivido los últimos 25 años.

Ahora está preparándose para decir adiós, antes de un viaje de 2.700 kilómetros desde Buenos Aires a un nuevo hogar en la ciudad brasileña de Chapada dos Guimarães, un vasto santuario especialmente diseñado para elefantes como Mara.

El viaje por carretera durará casi una semana, durante la cual será alojada en un enorme container e irá acompañada por cuidadores que velarán por su seguridad y la de los demás.

Guillermo Wiemeyer, un médico veterinario que trabaja con Mara, dijo que su equipo ha estado preparándose para el viaje, realizando análisis de sangre y cultivos para asegurarse de que pueda cruzar las fronteras y adaptarse al modo de transporte.

“Lo que buscamos es que ingrese a la caja por su propia voluntad porque no va a viajar bajo anestesia ni ningún tipo de sedantes”, contó a Reuters.

Wiemeyer dijo que el nuevo hogar de Mara, el Santuario de Elefantes Brasil de 1.133 hectáreas, le dará más espacio con pastizales, arroyos, colinas escarpadas y la posibilidad de conocer a otros elefantes asiáticos que ya viven en la reserva.

“El entorno en el que vive pasaría de ser de unos miles de metros cuadrados a hectáreas, entonces las escalas de las decisiones que podría tomar, de los desafíos que va a presentar en cuanto a las ofertas de comida, a los comportamientos, el vínculo con la tierra, con el agua y con otros elefantes, no tiene comparación”, dijo Wiemeyer.

Sin embargo, despedirse no es fácil. Mara necesita pasar por un período de cuarentena antes de viajar, probablemente a fines del mes próximo, para obtener la luz verde de las autoridades de Argentina y Brasil.

“Lógicamente tenemos sentimientos encontrados porque se genera un vínculo durante tantos años de convivencia”, dijo Wiemeyer.

“Pero estamos seguros de que se le abren las puertas de una nueva vida donde, sobre todo, lo que va a poder es elegir y para nosotros eso es fundamental porque es el primer paso para el bienestar animal”, concluyó.

Array

(Reporte de Miguel Lobianco. Escrito por Adam Jourdan. Editado en español por Lucila Sigal)